viernes, febrero 24

No hay nada peor que un demasiado tarde.

-No hay nada peor que resignarse a lo que queda. Hay que luchar, te digo, encontrar las formas (que sí hay) y luchar. Una lucha siempre trae una recompensa. No hay ya nada que perder.

-¿Y sí ya perdí todo?

2 comentarios:

  1. Si ya lo perdiste todo, habrá que recuperarlo, retroceder o reinventarlo.

    Saludos y letras, te espero en mi blog.

    ResponderEliminar